31 marzo 2007

UN "MEME"

Resulta que mi amiga Angie me puso a contestar el mentado "meme" de los 5 hábitos extraños que de suerte ya lo había contestado alguna vez aquí.

Y luego toca que 5 incautos más lo hagan en sus blogs y no es por intrigaaaar fiuuu fiuuuu pero le toca a:

Mr. Magoo (para que esté entretenido y no ande con malos pensamientos)

Cuauhtlácatl (porque es un hombre muy culto y seriesón y como yo no soy chismosa nada más soy comunicativa me encantaría saber qué mañas tiene este hombre)

Tita (que no tiene blog pero las puede venir a poner acá en los comments así que no hay pretextos ¡faltaba más!)

Fgiucich (porque en la vida puedo pronunciar ese nombre y aunque tiene un blog muy bonito de poesía, le va a tener que hacer un campito para que todo mundo se entere de sus mañas, eso le pasa por no contarme qué va a pasar en mi telenovela del argentino ¡pos este!)

Polycarpio (para que no ande pensando en ir al Hooters a ver esos pollos con pechugas 36B y se ponga mejor a contestar esto)

Ahí les van las instrucciones:

"El primer jugador de este juego inicia su mensaje con el título "5 extraños hábitos tuyos". Las personas que son invitadas a escribir un mensaje en su respectivo blog a propósito de sus extraños hábitos, deben también indicar claramente este reglamento. Al final, debéis escoger 5 nuevas personas a indicar y añadir el link de su blog o diario web. No olvidéis dejar un comentario en su blog o diario web diciendo "Has sido elegido" y dices que lean el vuestro."

Así que uschale de aquí, váyanse a contestar y nada de que no pude porque tuve un Bautizo y fui el padrino o que me invitaron a comer y ni tiempo me dio ehhh ¡pos estos!

.

28 marzo 2007

DE AYER A HOY...

DE AYER A HOY...

(Dar clic para agrandar)....si así fuera todo en la vida jeje

26 marzo 2007

UN VELORIO EN LUNES

UN VELORIO EN LUNES



2:30 Llegamos al restaurante y lo primeritito que tuve que hacer fue pellizcar al susodicho para que las pupilas le volvieran a los ojos ¡lagartón este! Nada más porque la muchachita que nos recibió traía un shortcititito que parecía que se le olvidó vestirse a la condenada, para colmo en patines meneando el cabús y el susodicho iba con el cuerpo lacio como perro de mercado siguiendo el olor a longaniza ¡qué cosa!



2:40 El susodicho como si fuera el rey dueño de sus tierras viendo el juego de fútbol que tenían en el alterón de pantallas que había por todo el restaurante, para colmo con sonido surround (surraund era lo que me pasaba a mí ¡madre mía!)


2:50 Mi querido hooligan como pelón de hospicio se devoró un plato de alitas que con trabajos y dejó unos huesos y de repente se oye:


Uhhhhhhhhhhhhhhhh


Ssssssssssssssssssss





Ayyyyyyyyyyyyyyyy
..





..





.. (una pequeña pausa)





..





GOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOL







Sí así como lo leen, un grito de voz masculina de gol ensordecedor. Lady Pubertiana medio asustada me dice, “Ay mamá, aquí todos son como mi papá ¡qué miedo!”

-Sí mijita – le digo levantándole del suelo el menú que tiró del susto,
- Es como ir a Alemania sin esperar ver güeritos hasta en la sopa. Todos los hombres son iguales ¡pos estos!

Justo cuando en eso otro grito de
GOOOOOOOOOOOOOOOOOL

-Anda mijita, cómete tus alitas que si no en cuanto acabe el partido y tu papá despierte de su catalepsia de shortcitos y fútbol se come todo y no deja ni rastro ehhh y luego no te andes quejando.



Y la pobre de Lady Pubertiana se apuró a comerse sus alitas, todavía le puse la mano en el brazo y le dije que con calma, que para que su papá volviera en sí todavía faltaban 15 minutos más otros 3 que agregó el árbitro, para que tampoco se atragantara la pobre.

Más tardaron en traernos la cuenta que el susodicho tomó el ticket ¡raro! Porque yo siempre lo fiscalizo primero pero esta vez parecía muy caballeroso y hasta luego luego sacó el dinero y lo guardó.



Claro, eso pensaba hasta que me lo encontré en el cajón del buró, ¡Ay Dios! Si no sé que sale más caro con este hombre, todo lo que come o todo lo que ve, pero espeeeeren que regrese del consultorio y verá, no se asusten si actualizo el blog así:


Lunes 3:00 p.m. - VELORIO DEL SUSODICHO


¡Faltaba más!

23 marzo 2007

EL LADO AMABLE DE UN MARIDO INSENSIBLE

EL LADO AMABLE DE UN MARIDO INSENSIBLE


¡Madre del cielo! Llevo dos días, así como lo leen, D-O-S días de gastritis con mi telenovela del argentino ¡qué cosa! Un matadero que Dios guarde la hora, no matan al perico porque no tienen uno ¡horror horror horror! Nada más les digo que antier que estaban con que los secuestraron un sufrimiento que qué bruto, voy a ver a Lady Pubertiana que por más que le digo que se duerma que ya no es hora de estar viendo la televisión, más me tardo en salir de su cuarto que ella está con los ojos pegados a la telenovela, la veo y me dice sollozando para adentro, “Viiiste mahahamaá, tienen encerrado al Mati en un cuarto oscuuu-uuuro” y se voltea a alcanzar la caja de kleenex. Ya mejor le pedí un kleenex para mí y me fui a meter a la cama. Luego volteo a ver al susodicho para que me de apoyo moral en este trance televisivo y el ingrato roncando ¡Ayyy pero cómo es posible que se duerma así no más justo cuando el Mati casi se nos muere! Si habrán hombres insensibles en el mundo ¡pos este!

Más cuando pasan la escena en que Laura, la protagonista, que anda como cuando el susodicho se empina su bota llena de vino tinto cuando hay fiesta, con los ojos todos entreabiertos se pone a imaginar cuando estaban en plenos frijoleiros con mi argentino, todo en sepia porque los artistas cuando recuerdan algo nunca recuerdan a color. Ahí fue cuando me entraron unas ganas de echarle un codazo al susodicho que qué bruto.


Pero luego siguió el sufrimiento y las ganas de mandar al susodicho a que haga algo de provecho y que mate al malvado de Lombardo pero con este hombre no se cuenta cuando se le necesita porque toda la vida que prende la televisión como por autómatico se duerme, y todavía el muy cínico dice que la “ve para adentro” ¡háganme favor!

Por eso ayer que Laura y mi argentino se quedaban mirando en los recuerdos con esos ojos verdes y esas miradas que hablan sin palabras le digo al susodicho, “¿Ya viste mi vida, te acuerdas cuando con solo un pestañeo nos decíamos que nos queríamos?” y el susodicho (ay que ganas de habérselos grabado) contestaba: “Bbbbshi (respiro para afuera) mmm mmm (respiro para adentro)” hasta eso muy sincronizado el hombre.


Por eso luego luego aproveché y le dije: “¿Mi vida, mañana me vas a llevar a comer al restaurante caro ese que me prometiste?” y otra vez: “Bbbbshi mm mmm” todavía le dije gracias y hasta me contestó: “Dená bshhh”, y ya mejor le apagué a la tele porque tampoco quiero despertar al susodicho, no vaya a ser que se le quite lo insensible y se haga el desentendido ¡faltaba más!

.



21 marzo 2007

LA CULPA LA TIENE MI SUEGRA

LA CULPA DE TODO LA TIENE MI SUEGRA


Sí, eso pensaba hoy justo hoy que es cumpleaños del susodicho y como no me gusta ser incidiosa le dije, "Mi vida, ¿qué se siente llevar medio siglo a cuestas?" (ay si seré maldita a veces). Todo por que mi suegra que en paz descanse, tuvo a bien parir un día como hoy pero de hace 50 años cuando todavía ni ultrasonidos inventaban para ver si era niño o niña.


Por eso le heredó todos su genes ¡qué cosa!, salió como estampita clonada, con la mismita cara de mi suegra que hasta cuando le doy un beso al susodicho tengo que cerrar los ojos y no porque sea romántica naaaa, si no para no imaginarme que estoy besando a mi suegra ¡qué miedo! Y ya viendo aquello de los genes me dí cuenta que la sangre que heredó el susodicho es O pero no es ni O positivo ni O negativo, es algo así como mita y mita ¡Ay Dios, qué les espera a nuestros nietos!






Mi suegra no le heredó ni lo ordenada ni esas cosas buenas que luego una le anda heredando a los hijos, solo le heredó la cara completita para ciscar a su nuera ¡como si no tuviera una bastante!










El susodicho, que hoy es su cumpleaños y antes de partir el pastel se puso a quitarle velas, quesque porque hacen mucho bulto todas juntas (ajá)












Lady Pubertiana que a veces pienso que se salvó de heredar los genes de su padre hasta que la veo enrollando una tortilla como si fuera un rollo de papel y mejor voy por un valium para estarme tranquila.

El hooligan que odia bañarse, todavía el muy cínico dice que es para ahorrarnos el gasto del agua, ese sí heredó todos los genes futboleros (hasta ahorita es el único gen que le ronda por las venas, y claro...el de ser cochino)



¡Ay Dios!...¿Y si mis nietos no le heredan la cara a su abuelo el susodicho pero le heredan las mañas?
¡Que Dios nos agarre confesados!

15 marzo 2007

EXISTEN CASTIGOS PROVECHOSOS

HAY DE CASTIGOS A CASTIGOS


Dice el hooligan que está hasta la coronilla de “La Eruptona” como le puso el susodicho a la maestra, y todavía nos manda a llamar que quiere hablar muy seriamente con nosotros. El susodicho dice que la mata y yo con el jesús en la boca porque al menos quiero que este escuincle pase al tercer grado sin historial.
Para pronto nos metieron a una salita de asientos color púrpura y paredes blancas, como manicomnio pero minimalista, y entra una mujer delgada como una aguja, ruuuuubia pero con la raíz del cabello negro y “sipisapa” como dice el susodicho.

-Theñor, yo ethtoy preocupada por su hijo, se dithtrae mucho en clase y the la patha jugando” – dithe (ayyy perdón, se me pegó lo sipisapa) dice la maestra y abre una libretita y empieza a señalar con el dedo, -el marteth organithó a media clathe un juego de beithbol con unoth papelitoth arrugadoth, para el jueveth ya tenía hatha a las niñath organithadath para porrithtas y anotó doth home runs.

En eso me llamó la secretaria, que si podía salir tantito para confirmarle unos datos para la reinscripción y dejé ahí al susodicho. Solo pude ver a través del cristal de la ventana como el susodicho la miraba fijamente, yo de reojo le veía como le clavaba los ojos en cada palabra que decía, como si el movimiento de sus labios y las palabras que ella decía con todo y lo sipisapa se le fueran clavando muy hondo ¡qué cosa! Era la primera vez que el susodicho estaba tan atento a algo que no fuera un partido de fútbol.

De ahí que el susodicho y la maestra no pararon de hablar, en una de esas lo ví que se paró y le ponía la mano en la boca a la maestra ¡Madre santa! Ya la iba a matar a cachetadas y yo sin poder regresar a detenerlo ¡Ay Dios, ahora sí que el hooligan iba a pasar el resto de sus días sin recreo y haciendo planas de castigo en venganza!

Hasta que ví que la maestra sacó su bolsa y le dio dinero al susodicho, “Grathiath Doctor” le dijo mientras salían de la salita esa, recogió su libretita y se fue.

-El martes a las 4 – le dijo el susodicho.

-Ay no no no noooo, no quiero saberlo, ¿qué le hiciste desgraciadoooo? ¿La amenazaste o qué que hasta la pobre te dio dinero ehhh qué hiciste?– le decía yo al susodicho mientras se iba acercando.

-Puente removible, ausencia del molar izquierdo, mordida cruzada y blanqueamiento.

-¿Qué????

-¿Y del hooligan qué dijo?

-Ahhh, nada – dijo el susodicho mientras se le quedaba mirando fijamente a la secretaria que estaba actualizando los datos en la computadora, con esa misma mirada que huele a tapar caries, que huele a $$anticipo$$

¡Madre santa! De haber sabido que las juntas iban a ser tan provechosas, en vez de castigar al pobre hooligan le levanto un monumento ¡faltaba más!


.

12 marzo 2007

SALVADO POR UNA TARJETA ROJA

SALVADO POR UNA TARJETA ROJA


El Sábado que hubo partido de fútbol del hooligan a la primera que me planto en las gradas y voy viendo y estaba el árbitro malacara, ese que expulsó al susodicho la vez pasada y es que todavía no sé qué le dolió más: que hayan parado el partido hasta que el susodicho se saliera o los $200 pesos de multa que tuvo que pagar.

Yo estaba con el Jesús en la boca porque el susodicho quedó en alcanzarme en el partido y yo nada más veía que el entrenador me hacía con sus ojitos preciosos argentinos la señal de “Señora callá a su marido” y yo le asentía con la cabeza como diciendo, “No te preocupes primor, al primer grito va el pellizco”, habráse visto tan buena comunicación ¡qué bruto!

Ya saben, el árbitro silbe y silbe y levantando tarjetas como si estuviéramos a Martes de Plaza de 2x1, pero yo tranquila porque el susodicho ni sus luces. Todo parecía ir bajo control: el segundo tiempo corriendo, los niños pateando la bola, los señores engendrados en directores técnicos y las señoras en el güiri güiri. Todo normal hasta que por una esquina apareció el susodicho justo cuando el árbitro le marcaba falta al hooligan. ¡Ay pero qué mal tino! Levanté la mano chasqueando que es señal de alarma y dos de los papás y una vieja muy escotada que todavía estoy investigando quién es, se le abalanzaron encima.

-Levántate idiota- le dije

-¿Porqué tanta agresión? – preguntaba el susodicho apenas respirando.

-No es a ti – le digo con la mano en la cintura y la otra señalando a la lacra de 36B,
- Le dije a la zorra pechugona esta que tienes encima.

- Era para ayudar señora – dijo la gallina culeca de doble pechuga mientras se levantaba.

-Gracias reina, pero los señores hace dos horas que se levantaron – le dije y sonreí igualito como hubiera sonreído Hussein si Bush fuera el ahorcado.

Ya iba el susodicho a ayudarle a sacudirse la tierra de la falda el muy libidinoso cuando al oir tanto barullo se acercó el árbitro y ¡zácale! levanta la mano para sacar tarjeta. Antes de que alzara el brazo completito le quité la tarjeta amarilla y le puse en la mano la tarjeta roja que le saqué de la bolsa de su playera.

-Expulsado mi vida, ni modo te sales del campo cúchale- le dije guiándolo brazo, que tampoco quería que se regresara a sacudir faldas ajenas ¡pos este!


Que todo sea por un juego justo ¡faltaba más!

.

09 marzo 2007

PREPARATIVOS PARA EL SUSODICHO

PREPARATIVOS PARA EL SUSODICHO


Ya viene el cumpleaños del susodicho y estoy planeando hacerle una comida con todo el alterón de hermanos que tiene y es que este hombre tiene más hermanos que zapatos en el clóset y todos clones, unos de la cara y otros de las mañas ¡qué cosa!

El susodicho no sabe nada todavía, pero no siempre el esposo de una llega al medio siglo así como así, además como mi suegra tuvo el buen tino de parir un 21 de Marzo que coincidió con el natalicio de Benito Juárez y es el principio de la primavera y no se trabaja, el susodicho toda la vida ha tenido el día libre y de cajón hacemos comida porque la gente ya sabe que si saca su perro huele-moles seguramente los trae hasta acá.

Lo malo es que con esto de la tecnología el susodicho está incompleto por que siempre necesita dos cosas que para él son la ecuación perfecta para ser feliz:





Su bota llena de vino tinto y los álbumes de la familia que de cajón se los repasa a todos los que lleguen a comer, así como en una boda si no traes boleto no pasas, aquí si no te echas todos los álbumes aunque te estés muriendo de hambre no comes, así de simple. Pero con eso de que ahora todas las fotografías en lugar de estar en papel están en la computadora, el susodicho está que no lo calienta el sol y se pone a maldecir la tecnología.

Bueno, eso lo odia el susodicho pero los invitados yo creo que en el fondo le dan las gracias al cielo de que sea tan codo de no querer gastar en imprimir todo el mundanal de fotos que faltan porque después del álbum 7 de cuando nació el hooligan, la tecnología empieza y la historia se corta que ya es ganancia.


Por eso ahora que llegó la promoción del Costco que habían rebajas en el departamento de impresión de fotografías le pellizqué el brazo a la Lady Pubertiana. “Arrúgala y tírala mija”, le dije y la muy obediente me captó a la primera. Ahhhh todo sea para que a los que vengan a comer no se les enfríe la comida repasando tanta fotografía, que tampoco está uno para andar recalentando ¡faltaba más!


08 marzo 2007

DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER...AJÁ

Si si ya sé que hoy es el Día Internacional de la Mujer y que tendría que estar una de manteles largos felicitándose con el género o mandando e-mails de esos de Power Point como la Lupita D’alessio diciendo: “Porque soy mujer felina como una leona” pero na-a. Hoy en la mañana que me estaba arreglando voy y busco el rímel y nada, voy y busco el enchinador de pestañas y nada, voy y busco las chapas y nada ¡madre santa! Toda la tlapalería desaparecida.


Pregúntenme en dónde estaban. Sí, ahí mero: En la mochila de Lady Pubertiana que está en la escuela. ¡Válgame el cielo! Porque no tuve un Mister Pubertiano que se preocupe nada más por armar Legos…(aunque luego no resulten tan educativos ¡pos estos!)

Sí sí, bendito sea el día de la mujer ..¡ajá!

05 marzo 2007

BONITA MANERA DE AHORRAR

BUENA MANERA DE AHORRAR


Cuando era chiquita (hace poquito ehhh) nos juntábamos las amigas y jugábamos a las Barbies y ya cuando nos entraba el morbo veíamos la enciclopedia Salvat del embarazo, nada más para ver unas bubis que no fueran de una, pero ahora les miden el IQ y no son morbosas, son investigadoras del sexo y hay que dejarlas en paz porque si no les inhibe uno el crecimiento psicológico normal ¡válgame el cielo! Vienen las amigas de la Lady y se encierran en su recámara y se escuchan risas cada 4 segundos, palabra-palabra, 1-2-3 y al segundo 4 = risa y risa y así durante 2 horas, luego baja el hooligan que a él le deberían dar el Oscar por ser el informante y me pasa la reseña: Están hablando de los patinetos, que si está flaco, que si está fuerte, que si se peina como joto, que si tiene buen trasero y así, y bajan con una cara de libidinosas que dios guarde la hora y se van a buscar a los chamacos que andan afuera rondando como gatos tras la longaniza y arman su fiestecita.

Ya cuando llega el susodicho y les dice “Buenas noches” con su cara de pocos amigos se cuadran todos y al rato se van. Por eso Lady Pubertiana con todo y lo coda que es, le paga al hooligan para que llame al celular al susodicho y le pida cosas de la papelería, del super para hacer tiempo. Ya cuando el susodicho habla para decir que viene en la esquina el hooligan le dice que no era cartulina roja, era azul que le cuesta $15 pesos más a la Lady Pubertiana, pero le dura 25 minutos más la reunión.

Hasta antier que se les cayó la trampa cuando el susodicho le fue a robar al hooligan 30 pesos de la alcancía y la encontró atiborrada de dinero. Pa pronto fue a darle un coscorrón y a regañarlo que de dónde había sacado tanto dinero, que a quién se lo robó. ¡Ay pobre de mi hooligan! Lloraba para adentro el pobre, “Papaaaahhhh déjameheheh-ehehe explicarte-e-ehe” decía pero el susodicho le echaba el sermón sin tragar saliva.

Ya cuando lo confesó no dijo nada ¡hasta miedo me dio les juro! Por que de que este hombre no reacciona, no puede significar nada bueno.

Se fue y se sentó en la sala, con su cervecita y los cacahuates japoneses y hasta les ofreció a los patinetos que primero tomaban unos pocos con miedo y a la media hora y hasta se empinaban el platito. Se traían un relajo con el susodicho que para que les cuento, les contó hasta los chistes colorados que cuenta cuando hay fiestas y se empina su bota de vino tinto ¡ay pero qué vergüenza!

- Mamaaaaaaaaaaaaaaá- gritaba Lady Pubertiana en la cocina, -Ya dile a mi papá que se vaya.

-Ya le dijiste que hay jamón del caro en el refri?

- ¡Ashhh mamá, se lo dije 10 veces y ni así lo hago moverse! – Decía la Lady mientras se oían las carcajadas en la sala.

10 minutos después el susodicho entró a la cocina como siempre, aunque he de confesarles que le ví hacer esa mueca de felicidad de cuando le está llevando la contra a mi mamá y le gana.

-¿Cómo le hiciste mija? – le dije ya como a media noche cuando ya se habían ido todos e íbamos subiendo los vasos de agua para la noche.

-Le ofrecí dinero.

-¿Y aceptó?

-Ay mamá, no conoces a tu marido. Saqué el billete de a 50 y no se movió, saqué todos mis domingos que llevaba ahorrados y más tardé en extenderle el brazo para dárselos que el ya estaba en la cocina ¡no es justo! – decía Lady Pubertiana muy indignada, -Todavía el hooligan me pidió su comisión.

-No te apures mija, - le dije consolándola, -Dios te lo ha de multiplicar.

-Las que me lo van a multiplicar son mis amigas que van a hacer cooperacha para la próxima reunión.

En lo que Lady Pubertiana se lavaba los dientes ví que el susodicho le iba a echar dinero a la alcancía, hasta el hooligan fue a echarle unas monedas del otro día.
“Es para reponerle lo que le robó el hooligan” dijo y yo le completé “Y su papá también ¿no?” ¡Par de chantajistas estos!


-Así esta niña ahorra algo para el futuro- dijo el susodicho.

Ay dios mío si en el fondo los hombres de esta casa tienen conciencia de Robin Hood de las causas perdidas ¡qué cosa! Y una pensando que iba a dormir con un Fidel cualquiera.


01 marzo 2007

VUDÚ

UN DÍA DE VUDÚ


Ay no me lo van a creer pero ayer que vino una vecina que es medio médium porque dice que ve el más allá, entre que me preparaba que un “saca-mocos” según dijo, que corta la gripa más rápido que el Tabcin y que me platicaba de los espíritus, el hooligan que en la vida se está quieto, corría por toda la cocina como chiva loca y hasta el muy maleducado chocaba contra la vecina. Ayyy si ya le he dicho doscientas mil veces que cuando una tiene visitas los niños desaparecen, pero ni así entiende el condenado.

Ya después que se fue la vecina el hooligan traía un muñeco de tela en la mano, “Se le cayó a la vecina má” dijo el muy cleptómano, ¡qué se le va a andar cayendo ni que ocho cuartos, si entre choque y choque se lo ha de haber quedado mañoso escuincle!

-Ay má, ¿pero ya viste? – dijo el hooligan alzando el muñeco ese para enseñármelo, -Seguro lo usa para coser porque tiene unos alfileres-

-A ver trae acá – le dije y se lo arrebaté, ¡Madre mía! Era un muñeco de esos vudú yo creo, igualito que en las telenovelas ¡qué cosa! Así que mejor corrí al hooligan y me lo guardé en el delantal a ver si al rato que vea a la vecina se lo devuelvo.

Más tardó en irse el hooligan que el susodicho llegó a aplastarse preguntando que qué había de comer.


-¿Cómo te fue mi vida? le pregunté mientras sacaba los platos para servirle.

Ya me contó el muy lagartón que tuvo de paciente a la insípida esa de la Güera Rodríguez que siempre va muy escotada al consultorio con unas minifalditas que dios guarde la hora. Ashhhhhhh si ya me la estoy imaginando treparse al sillón a qué milímetro le queda la tela de su microfalda de la primera parada a la muy desdichada ¡Me revienta! Por eso metí la mano a la bolsa del delantal y apreté al mono ese de tela con fuerzas cuando ¡zácale! Ví que el susodicho se retorcía y que lo vuelvo a hacer y otra vez ¡Santa Madre! Si en mis manos está el poder, por eso me senté enfrentito de él para que me viera de la cintura para arriba a preguntarle por la lagartona esa, que qué faldita traía ahora, que hasta dónde le llegaba ahora su escote y ja-ja-ja para que no me diga que estoy celosa.

Todavía el muy degenerado dice que le ponía al botoncito de bajar al sillón porque con la doble pechuga que se carga la mujer esta le estorbaba con la charola del instrumental. Discúlpenme, pero ahí fue cuando le dí otro apretón al mono que el susodicho se tiró como futbolista llamando al servicio médico.

De reojo asomé la vista para el delantal ¡ay pobre! Ya le estaba yo mayugando aquellas cosas y mejor lo dejé en santa paz que tampoco quiero que me tire la comida en el mantel limpio.

Ya nada más lo despedí de un beso y le pregunté como a qué hora va su otra paciente, la del Mustang convertible que se la pasa “Ay qué doctor tan guapo, Ayyy me lo voy a llevar a la casa” …digo, no más para saber ¡faltaba más!

.