22 diciembre 2006

TODOS LLEVAMOS UN MONITO DENTRO

TODOS LLEVAMOS UN MONITO DENTRO
Mis deseos para Navidad




Yo no sé qué pasa en estas épocas que la Navidad que está llena de nostalgias, como ahora que el susodicho me ayudó a poner el arbolito, yo estaba por tirar a la basura un muñequito de los adornos porque estaba espantoso y muy viejo, cuando oí su grito de terror.

- ¡Ni se te ocurra! – gritó desde la otra esquina.



Yo entiendo que en estas épocas es un gastadero y hay que alargar el aguinaldo lo más que se pueda, ¿pero no tirar un adorno todo viejo? ¡Ay este hombre es un tilichero de veras!

Todavía le fui a decir que estaba horrible, que había que renovar los adornos del arbolito y dijo que sí, “Todos menos ese” y lo tomó con mucho cuidado mirándolo con unos ojos brillosos como no le había visto antes.

- Pues nos seguimos otros 17 años con los mismos adornos y ya- le dije muy sentida, hay que ver que este hombre es avaro deveras.

Eso pensaba hasta ayer que vino mi suegro a visitarnos y pude comprobar los mismitos genes viticultores del susodicho en mi suegro cuando empezó con que dónde está el saca corchos y que si salud por aquí y salud por allá con el vino tinto.

Justo cuando mi suegro levantaba su copa para hacer un brindis le vi esos mismos ojos que le había visto al susodicho. Se paró sin decir nada y se fue como flecha directito al dichoso muñequito en el árbol. Yo no entendía nada, ni siquiera qué les pasaba por la cabeza a los hombres en esta casa, ¿qué tal que lo hubiera tirado a la basura y en una de esas van y le hacen brindis al bote? ¡Ay no qué cosas!

Luego me enteré que mi suegra, que murió hace muchos años, lo hizo para una Navidad y puso a medio mundo a que la ayudaran, y fue entonces cuando vi al susodicho y a su papá parados como tablas, con la boca sorbiendo el vino pero con la mente allá, pasándole listón a su mamá y ayudándole a pintar las bolitas de unicel.

¡Ay que cosas! Si por eso dije que había que guardarlo, porque tampoco está uno para andar tirando las nostalgias a la basura con lo caro que está el vino en estos días.


Yo por eso les deseo para esta Navidad que guarden ese monito, (no en la panza porque luego tarda 9 meses en salirse), pero sí consérvenlo en el corazón, por que estos días: hoy, mañana, ayer, TODOS y cada uno son invaluables si los compartimos con la gente que queremos.


FELIZ NAVIDAD y desde aquí reciban un abrazototote de esta familia que los quiere tanto.


.

0 comentarios: