12 agosto 2006

DE REGRESO !

DE REGRESO!


¡Hooooola! Ya vengo de regreso con las pilas totalmente recargadas y es que no están ustedes para saberlo pero ¿qué creen? Me fui pero no me fui, déjenme explicarles: Entre que Lady Pubertiana estuvo duro y dale que quiere una mochila nueva y que hay que comprar un alterón de libros y que si los zapatos ya no le quedan al hooligan nos quedamos y mejor gastamos en todo lo que uno tiene que gastar en estas épocas en que los escuincles están por entrar a la escuela. Eso sí, le dije al susodicho, que el muy desgraciado ya se estaba burlando de mí, que no iba a tocar la computadora en todos estos días, así que le puse una banda de restricción al teclado, de esas amarillas de cuando matan a alguien. ¡Qué cosa de vicio el mío! No me había dado cuenta pero lo que no se moría era mi ciber-adicción ¡qué espanto! Nada más pasaba por enfrente de la computadora y para pronto se me inflamaba la glándula del chateo (es una que queda entre el tórax y el líquido messengerítico) Pero yo que soy tan fuerte me decía para mis adentros: “Adentros cálmense que ya va a pasar” y ya cuando me iba alejando mis adentros contestaban “Y si nada más te asomas a ver si Lirva vino a repartir los Danoninos, o si el Netrusko se puso a brindar con Enigma y se pusieron hasta las chanclas, o si vino Shely aunque sea de pasadita y o de perdis ver si en un descuido hicieron fiesta y alguien se guacareó la alfombra”, así que respiraba: Unoooo inhala, doooooos exhala, con aire de aléjate y cuéntaselo a quien más confianza le tengas, pero como no le tengo confianza a nadie me quedaba mordiéndome las uñas ¡qué horror!

El susodicho me picó el amor propio y también el amor por el monedero y me apostó un día entero de que fuera mi sirviente-mayordomo-cocinero y Sofiringo y aquí estoy escribiéndoles después de esta tregua, revisando si no dejaron echo un desastre entre los danoninos y las 4 botellas de tequila que yo había dejado ahí encima y que hoy no están quien sabe porqué. (Abusados, que en los comments estoy con el alcoholímetro y haciendo el dopping). Pero sépanlo bien que me da un gustazo enooooorme volver a estar por acá con ustedes que se detienen un ratito en el día para leerme y ya les iré contando todo lo que me pasó estos días.

Los dejo por que voy a ver si mi mayordomo sirviente ya tiene listo el cafecito que le pedí. (¡Ay que me perdone Dios lo maldita pero ahhhhhh cómo voy a disfrutar este día! ñaca ñaca)

0 comentarios: